Escribe para buscar
avatar
Museos
1. Museo de la Ciencia y el Cosmos
Museos

Lo más curiosos del Museo de la Ciencia y el Cosmos que se encuentran en San Cristóbal de La Laguna es que no es un museo tradicional. Es uno de esos museos cuyo objetivo no es simplemente ver experimentos científicos o que técnicas se utilizan, lo que pretenden este tipo de museos es divulgar la ciencia de forma divertida, entretenida e interactiva. Utilizando los medios disponibles en el Museo de la Ciencia y el Cosmos y contando con la colaboración de los visitantes, la visita resultará una experiencia inolvidable para grandes y pequeños.

El Museo de la Ciencia y el Cosmos fue creado en 1993, pertenece al Organismo Autónomo de Museos y Centros del Cabildo de Tenerife, fue impulsado por el Instituto de Astrofísica de Canarias con las siglas IAC.

Este museo está considerado el museo de ciencia y astronomía más importante del archipiélago Canario y uno de los más importantes de España. Entre los elementos a destacar dentro de las instalaciones, cabe mencionar el Planetarium o el Viaje Interestelar que se puede ver mediante hologramas.

Los que visiten el museo podrán experimentar de primera mano todas las experiencias disponibles, es posible conocer los principios de la naturaleza, el funcionamiento del cuerpo humano o el de las estrellas.

Museos
2. Museo Naval (Barco)

La importancia del transporte para la isla de La Palma ha sido siempre vital, por ello existe la posibilidad de poder visitar el Museo Naval de Santa Cruz de la Palma. El museo se encuentra situado muy cercano al Castillo de la Virgen, pero lo más curioso es que se encuentra a bordo de El Barco de la Virgen de las Nieves, una reproducción de la calavera de Cristóbal Colón que le llevó a descubrir América allá por 1492. El barco que hoy es museo naval se ha convertido en uno de los símbolos de la ciudad, que tiene indiscutiblemente una tradición marinera de siglos.

Cabe destacar que el Museo Naval de Santa Cruz de La Palma tiene en su interior una importante colección de objetos como cartas de navegación, instrumentos que servían a los antiguos marinos para orientarse en alta mar, maquetas, documentación gráfica, documentación periodística con un importante valor histórico y gran cantidad de material naval que se ha ido utilizando a lo largo de la historia.

La colección de elementos que se encuentran en el museo naval es interminable, mascarones de proa, cuadernos de bitácoras, útiles de carpintería de ribera y muchos documentos que muestran la importancia de la navegación para la isla.

HORARIO: De Lunes a Viernes, de 10:00h a 18:00h; Sábados y Domingos, de 10:00h a 14:00h.
TARIFA GENERAL: 4,50€ 
*Disponemos también de un ticket combinado para visitar el Museo Naval y el Centro de La Bajada. 
*Niños hasta 12 años, gratis (siempre acompañados de un adulto).
*Descuento para residentes canarios y para mayores de 65 años.
Museos
3. Museo Diocesano de Arte Sacro
Museos
Museos
4. Mundo Aborigen
El Parque Natural de Ayagaures no sólo encierra una impresionante riqueza natural, también ofrece un interesante museo al aire libre donde es posible conocer en profundidad la vida que llevaban los antiguos aborígenes que habitaban la isla. Esta especie de Parque Temático se llama Mundo Aborigen y está dedicado a la forma de vida, historia y cultura de los primeros pobladores de las Islas Canarias. A través de recreaciones de escenas cotidianas y las más de 100 figuras a tamaño real que forman estas escenas es posible conocer la forma de vida de estos primeros habitantes.

La belleza del barranco de Fataga implementa mucho más el interés de este parque temático sobre la vida de los aborígenes, el buen clima, las buenas vistas y un entorno natural muy singular son razones más que suficiente para visitarlo.

Además de las figuras al aire libre recreando las escenas cotidianas de los aborígenes también hay un pequeño edificio en el que se muestran vestigios encontrados en el Parque Natural que ayudarán a entender mucho mejor la vida hace miles de años. El recinto está declarado Lugar de Interés Histórico, Social y Cultural por Gobierno de Canarias.
Museos
5. Casa-Museo Miguel de Unamuno

El escritor y profesor de la Universidad de Salamanca don Miguel de Unamuno fue confinado en la Isla de Fuerteventura debido a sus enfrentamientos con la dictadura de Primo de Rivera por las críticas a la situación política en España. Unamuno vivió durante 4 meses en Fuerteventura y más que una castigo, su estancia en la isla resultó al escritor todo un regalo. Entabló amistad con muchos habitantes, especialmente con el intelectual Ramón Castañeyra con el que disfrutaba de tertulias en casa del escritor.

Dicha casa se encuentra en Puerto del Rosario, frente a la iglesia de la población. El edificio fue en su día un hotel, en él si alojó el profesor Miguel de Unamuno tras la orden de destierro. Esta Casa-Museo tiene el objetivo de difundir la obra que el dramaturgo produjo en Fuerteventura. La vivienda es una construcción que tiene todos los detalles de la arquitectura doméstica canaria de principios del siglo XX. Dispone de zaguán de acceso a la vivienda, habitaciones que dan a un patio central con aljibe que recoge el agua de lluvia.

Durante su estancia, el escritor, ahondó en Fuerteventura en su visión de una España Quijotesca; lo angosto de Malpaís, la fauna y la flora o el mar serán elementos universales integrados en su pensamiento. En muchos de sus escritos se refleja la huella que la isla supuso para su obra y como conectaba con su pensamiento metafísico y estético.

Miguel de Unamuno denominaba el hotel que regentaba don Paco Medina, su posadero y en él tenían lugar numerosas tertulias con amigos majoneros, canarios y de península, Francisco López, funcionario, el pescador Antonio Hormiga, el párroco Victor San Martín o el ya mencionado Ramón Castañeyra fueron algunos de las amistades que formaban parte de las animadas charlas.

El escritor vasco tuvo una intensa actividad, descubre autores canarios, escribe artículos, inicia los sonetos que aparecerá en su obra De Fuerteventura a Paris. Para un mayor conocimiento de la figura del escritor sólo hay que visitar la Casa-Museo.

Museos, Lugares de interés
6. Museo Insular de Bellas Artes, Ciencias Naturales y Etnografía
Museos
Edificios históricos

El Museo Insular de Bellas Artes, Ciencias Naturales y Etnografía es uno de los lugares más interesantes que se puede visitar en la Santa Cruz de la Palma, está situado en las instalaciones de la casa de frailes del antiguo Convento de San Francisco de San Cruz de La Palma. Este museo fue creado en 1915 con la colección donada por el senador Pedro Poggio Álvarez, además de esta colección también cuenta con otros fondos que han sido adquiridos por el Cabildo Insular entre las que se encuentran obras del artista local Manuel González Méndez.

El museo también cuenta con una parte dedica a la Etnografía, en ella se pueden ver diferentes elementos relacionados con la vivienda, la agricultura, la gastronomía o la producción textil artesanal.

Finalmente cabe destacar la parte dedicada a las ciencias naturales, en principio estaba integrado por el Museo de Historia Natural de la Real Sociedad La Cosmológica y ha sido completado con nuevos minerales unidades zoológicas.

Se pueden destacar otras salas como la Sala de Carpintería de Ribera, donde el visitante pude ver la historia de la construcción naval en la isla. Otras de las salas es la llamada Sala de la Seda, en el que se puede ver utensilios que sirven para trabajar este tipo de telas.

Museos
7. Centro Atlántico de Arte Moderno (CAAM)
Museos
El Centro Atlántico de Arte Moderno (CAAM) es el principal museo de arte contemporáneo de Canarias, España. Se ubica en el barrio de Vegueta en la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria.

Museos
8. Ecomuseo de Guinea
Museos

Para conocer parte de la cultura de la Isla de Hierro es imprescindible visitar el Ecomuseo de Guinea, un poblado prehispánico a los pies del Risco de Tibataje. Este es el asentamientos más antiguo de las Islas Canarias junto con La Albarrada y las Montañetas, también en El Hierro.

Esta interesante ruta muestra la evolución de las viviendas en la isla desde que el siglo XVII hasta el XX. El ecomuseo se encuentra al aire libre y estuvo habitado hasta la década de los 50.

Las construcciones son una interesante muestra de la arquitectura popular de la isla, donde las piedras y colmo (paja de centeno) son las bases y lo más característico. El Ecomuseo de Guinea no solo muestra la arquitectura en sí, sino que estas construcciones disponen de todos los elementos con lo que estaban equipadas y de los que se servían los antiguos habitantes para sus quehaceres diarios.

También es posible conocer la agricultura de la aldea, puesto que hay cultivos tradicionales de los que vivían los antiguos habitantes del poblado. En definitiva, un homenaje a la isla y a su historia.

Situando también en el emplazamiento del Ecomuseo de Guinea pero como visita de forma independiente es posible acceder al tubo volcánico de la Guinea. Un lugar imprescindible para saber más sobre la geología de El Hierro, su composición y su formación.

En la zona se han encontrado vestigios arqueológicos que están expuestos a los visitantes. Estos restos dan buena cuenta de la forma de vida y las técnicas de cultivo gracias a los enseres y herramientas de los antiguos aborígenes de El Hierro.

Uno de los encantos que tiene este museo es que se encuentra al aire libre, lo que permite a los visitantes poder pasear por las antiguas calles y hacerse una idea de como era la vida en el asentamiento.

También colindante con el Ecomuseo de Guinea es posible conocer el Centro de Recuperación del Lagarto Gigante de El Hierro. En el centro se dedican a la conservación de este reptil que se encuentra en peligro de extinción y que es a la vez uno de los símbolos de la isla.

Se puede llegar partiendo desde la ciudad de Valverde, pasando por las costas del Gofio en dirección a Sabinosa, en la salid de Las Puntas.

Museos, Espacios naturales, Lugares de interés
9. Centro de Interpretación Cueva del Llano
Zonas arqueológicas
Otros espacios naturales
Cuevas

Situado en la parte norte de la isla de Fuerteventura, en Villaverde, un pueblo perteneciente a La Oliva se encuentra la Cueva del Llano. Se calcula que este espacio natural tiene más de un millón de años, siendo uno de los tubos volcánicos más antiguos del archipiélago canario.

Según los expertos La Cueva del Llano se formó tras la erupción del volcán de la Montaña Escanfraga. La cueva es un tubo de lava que cuenta con una longitud aproximada 650 metros, de los cuales se puede recorrer unos 400 metros puesto que los 200 restantes están cubiertos de sedimentos.

La Cueva del Llano ha tenido muchos usos a lo largo de su historia, ha servido como polvorín, almacén o para guardar el ganado. Tras muchos años de abandono y después de que su ecosistema se viera amenazado se realizaron una serie de mejoras para adaptar la cueva a las visitas turísticas, también se creo un centro de visitantes donde poder recibir información sobre su formación.

Dentro de la Cueva del Llano hay una fauna cavernícola peculiar, lo habitan artrópodos, como el pececillo de plata o un tipo de aracnido llamado opilión. Un lugar de obligada visita.

Museos, Lugares de interés
10. Casa Museo Pérez Galdós
Museos
Edificios históricos

Benito Pérez Galdós fue un novelista, dramaturgo, cronistas y político que nació en Las Palmas de Gran Canarias y que mejor representa la novela realista del siglo XIX. El escritor vivió en la isla hasta los 19 años que fue cuando se trasladó a Madrid.

Como homenaje a este ilustre ciudadano de Las Palmas de Gran Canarias se abrió en una vivienda tradicional del siglo XIX en el barrio de Vegueta la casa museo que lleva su nombre. El inmueble tiene todas las características de la arquitectura doméstica del siglo XIX, su distribución sigue el modelo tradicional en torno a dos patios centrales, mantiene tanto la estructura como los materiales originales, aunque se realizaron algunas modificaciones para convertirla en un museo.

En la Casa-Museo Pérez Galdós existe una exposición permanente sobre el escritor, las diferentes salas están concebidas como una recreación debidamente documentada de los ambientes domésticos y familiares en los que transcurrió la vida de Pérez-Galdós.

Repartidos por sus sales se pueden ver diferentes muebles, obras de arte, fotografías, gran cantidad de objetos decorativos, instrumentos musicales y un largo etcétera de elementos que describen el entorno cotidiano del escritor en el siglo XIX.